Todo lo que debes saber sobre la otoplastia

Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Pin on Pinterest0
Todo lo que debes saber sobre la otoplastia

La otoplastia es una de las intervenciones de cirugía estética que realizamos en el Instituto Muñoz Cariñanos. Tu cirujano plástico en Sevilla, el doctor Pablo Muñoz-Cariñanos, está al frente de este servicio.

Si estás pensando en someterte a una otoplastia, acude a nuestro centro. Atenderemos todas tus consultas y resolveremos todos tus dudas de forma personal.

Pero, si quieres saber en qué consiste esta operación que realiza tu cirujano plástico en Sevilla, sigue leyendo. Aquí te contamos todo lo que debes saber sobre la otoplastia antes de pasar por el quirófano.

La otoplastia es una operación que consiste en corregir la posición y el tamaño de las orejas. De esta manera se aporta proporción y armonía a la cara.

Por una parte, se puede corregir la posición para acabar con las llamadas “orejas de soplillo”. Ésta es la intervención más sencilla. En este caso, tu cirujano plástico en Sevilla realiza una incisión detrás de la oreja. Así podrá remodelar el cartílago y conseguir acercar las orejas a la cabeza.

Por otra parte, se puede corregir el tamaño si las orejas son demasiado grandes. En este caso, depende de las proporciones de la cara y la cabeza de cada paciente. No existe un tamaño estándar ideal para las orejas. Cada caso es diferente. Será tu cirujano plástico en Sevilla quien te asesore sobre el tamaño perfecto para tus orejas.

En cuanto a la intervención en sí, ésta no requiere anestesia general en el caso de los adultos. En la mayoría de los casos, bastará con anestesia local.

Si se trata de menores, se suele utilizar anestesia general. En cualquier caso, la otoplastia no se suele realizar antes de los 6 años. Porque hasta esta edad el cuerpo sigue formándose.

La otoplastia tampoco es una intervención de cirugía estética que requiera hospitalización. La operación tiene una duración media de una hora. Después, el paciente puede irse a su casa. Eso sí, deberá guardar reposo, al menos, el primer día.

DISQUS